Un comerciante enfrentó a tiros a ladrones que intentaron robarle la camioneta

0
39

Un nuevo hecho de inseguridad en el Conurbano bonaerense. Fue en Llavallol, partido de Lomas de Zamora, donde ladrones sorprendieron a un hombre que llegaba a su casa junto a su familia, a bordo de una camioneta.

El hombre huyó por unos segundos de la escena y se metió en la vivienda, regresó con un arma y se enfrentó a los tiros, cara a cara con los delincuentes.

El violento episodio, que terminó sin heridos, sucedió alrededor de las Hs. 23,30, en la calle Sastre entre Ucrania y Hernández. Y todo quedó registrado gracias a las cámaras de seguridad.

Allí, un grupo de delincuentes llegaron a bordo de un Volkswagen Bora gris y sorprendieron a un hombre que había llegado junto a su familia a su casa. El arribo familiar sucedió segundos antes, en una camioneta Volkswagen Amarok.

Dentro de la camioneta se encontraban tres integrantes: el padre de familia, una mujer y un chiquito; mientras que en la caja del vehículo había otras dos personas.

Cuando el conductor ve al Bora frenar de manera brusca, sale del vehículo y se mete con rapidez a la vivienda. Y mientras los delincuentes abordan la camioneta, los ocupantes bajan asustados.

En ese instante, el hombre sale de la casa con un arma (una Smith & Wesson, calibre 40) y comienza a dispararle a los delincuentes.

Uno de los ladrones, que ya había tomado el volante de la camioneta, responde los disparos produciéndose un feroz tiroteo entre ambos.

El video muestra tanto al nene como a la mujer, quienes habían bajado segundos antes de la camioneta, estuvieron a pocos metros de los disparos. Ninguno resultó herido.

El cruce de balas continúa luego de que el ladrón se baja de la camioneta y huye con sus compañeros en el Bora. Mientras tanto, el dueño de casa, rodilla en el asfalto, continuó con los disparos. Así, pudo evitar el robo.

Según datos brindados por la Policía bonaerense, el hombre que fue atacado es un comerciante de la zona y está autorizado por el Renaper para portar armas de fuego.-

FUENTE: CLARÍN

Comentários no Facebook